«

»

Oct 04

Imprimir esta Entrada

GLOSARIO COLABORATIVO

Prevención de desastres: Medidas diseñadas para proporcionar protección de carácter permanente ante los desastres, impidiendo la aparición de una catástrofe desencadenante y/o reduciendo su intensidad a fin de evitar que precipite un desastre causando daños, desestructuración y víctimas.

Catástrofe: Evento extremo, de origen natural o humano, que al afectar a un lugar en un momento dado puede causar daños y perturbaciones tales que desencadenen un proceso de desastre.

Gestión de desastres: Conjunto de decisiones político-administrativas y de intervenciones operativas que se llevan a cabo en las diferentes etapas de un desastre de cara tanto a la anticipación como a la respuesta del mismo.

Preparación ante desastres: Adopción de medidas y mecanismos, tanto de obtención de información como operativos, que permiten predecir los desastres y responder a ellos con mayor rapidez, facilidad y efectividad.

Seguridad humana: Seguridad de las personas en sus vidas cotidianas, que se alcanza no mediante la defensa militar de las fronteras de un país, sino con la consecución del desarrollo humano, es decir, garantizando la capacidad de cada cual para ganarse la vida, satisfacer sus necesidades básicas, valerse por sí mismo y participar en la comunidad de forma libre y segura.

Sequía: Catástrofe natural de evolución lenta causada por una disminución persistente de las precipitaciones en una zona respecto a las habitualmente registradas en ella.

Desastres: es una situación resultante en una sociedad o comunidad, después que ha sido azotada por algún fenómeno natural, llámesele: terremoto, inundación, huracán, vulcanismo, deslizamiento u otro; o por acciones erróneas del hombre, tales pueden ser  los casos de incendios, explosiones etc.

Placas tectónicas: Fragmentos gigantescos de la corteza terrestre que conforman la superficie sólida de la tierra. Al hacer contacto entre sí producen sismos.

Falla: Es una ruptura de la corteza terrestre por la cual se producen deslizamientos, acompañados de dislocaciones súbitas y violentas de rocas.

Epicentro: Punto ubicado en la superficie terrestre, que va verticalmente al punto en el interior de la tierra, donde se origina el sismo. Es el punto de la superficie, donde se siente con mayor intensidad el sismo.

Hipocentro: Es el lugar, en el interior de la tierra, donde se produce la liberación de energía.

Sismógrafo: Instrumento que señala la intensidad y dirección de las oscilaciones producidas por el sismo

Sismograma: Hojas prediseñadas, donde quedan impresos los trozos marcados por el sismógrafo, al producirse un sismo.

Magnitud: Cantidad de energía liberada en un sismo.

Intensidad: Impacto que causa un sismo en personas, edificaciones y superficie terrestre en general.

Volcán: Abertura en la corteza de la tierra, por donde salen del interior de la tierra: humo, gases, material rocoso incandescente, cenizas, etc.

Magma o lava:E s roca fundida que discurre en forma líquida sobre la superficie terrestre, al ser eruptada por el volcán.

Cráter: Boca o abertura por donde los volcanes arrojan: ceniza, humo, lava, etc.

Erupción: Emisión de materiales sólidos, líquidos o gaseosos por aberturas de la corteza terrestre.

Macizo: Prominencia rocosa sólida en la topografía del terreno.

Litoral: Orilla, franja de tierra al lado del mar o de un río o lago.

Ola: Onda de gran amplitud que se forma en la superficie de las aguas.

Subsuelo: Capa de la tierra, profunda, donde se encuentran minerales y depósitos de sedimentos acumulados por la erosión.

Substrato: Capa de la tierra inmediatamente inferior a la que se toma como punto de referencia.

Gravedad: Fuerza magnética que atrae todos los cuerpos hacia el centro de la tierra.

Cañón: Paso estrecho entre dos altas montañas.

Reptación: Fenómeno mediante el cual una enorme masa de tierra y rocas, se desplazan lentamente de una posición a otra.

Diaclasas: Fisuras.

Viento:Corriente de aire horizontal que se da por diferencias de presión.

Latitud:Distancia en grados del paralelo Cero o Ecuador, hacia el norte o al sur.

Barómetro:Instrumento que se utiliza para medir la presión atmosférica. Contrapone el peso del mercurio.

Presión atmosférica:Es el peso que tiene la atmósfera y que ejerce presión sobre la superficie de la tierra, lo cual establece la gravedad; o el hecho de que cada cosa permanezca en su lugar.

Vientos alisios:Vientos que se generan en áreas de altas presiones subtropicales en el Océano Atlántico y se dirigen hacia áreas de bajas presiones ecuatoriales, con dirección noreste en el Hemisferio Norte y Sureste en el Hemisferio Sur.

Condensación:Proceso en que el vapor de agua contenida en las nubes, se convierte en precipitación.

Lluvia:Agua que después de producirse la condensación se precipita de las nubes a la tierra.

Inundación:Es una extraordinaria subida del agua que en forma temporal, cubre la superficie terrestre.

Precipitación: Acción de precipitarse, agua o nieve que se desprende de las nubes y se deposita sobre la tierra.

Cauce:Lecho de un río, arroyo o acequia.

Margen:Borde u orilla de un río, arroyo o acequia.

Erosión: Conjunto de procesos que a través del tiempo, van modelando la superficie terrestre, con elementos como el agua, el viento, el hielo y otros.

Embalses: Gran depósito que se forma artificialmente, cerrando la boca de un valle, para almacenar las aguas de un río, acequia o arroyo.

Fuego: Combustión que se manifiesta en forma de luz y calor; y frecuentemente en llama.

Combustible: Substancia cuya combinación produce energía calórica.

Llama: Masa gaseosa en combustión que se eleva de los cuerpos que arden.

Oxígeno: Cuerpo gaseoso simple, incoloro, que forma parte del aire, del agua, de los óxidos, los ácidos y es indispensable para la combustión.

Calor: Fuerza que eleva la temperatura, dilata los cuerpos, evapora los líquidos y funde los sólidos.

Ignición: Punto en que una substancia combustible, arde por la acción del calor.

Radiación: Conjunto de rayos o partículas, dotadas de propiedades físicas o químicas, que emiten ciertos cuerpos.

Convección: Propagación del calor, por masas móviles de gases líquidos.

Acetileno: Hidrocarburo gaseoso, no saturado, formado por la unión de dos moléculas de carbono y dos de hidrógeno.

Sofocación: Es la acción de apagar, extinguir o dominar.

Combustión:Es la combinación de un cuerpo combustible, con otro carburante, con desprendimiento de calor.

Epicentro: Punto de la superficie situado en la vertical del foco o hipocentro.

Hipocentro o Foco: Área donde se libera la energía debido a la transformación de energía de elástica y plástica en energía en forma vibratoria que se manifiesta en forma de onda sísmica.

Escala de Intensidad E.M.S.: Se trata de la escala macro sísmica europea. Como la escala de Mercalli y la M.S.K. está dividida en 12 grados, que se expresan en números romanos (I-XII). Esta escala tiene en cuenta algunos parámetros referidos a la construcción que no están bien desarrollados en la M.S.K.

Escala de Intensidad de Mercalli Modificada: Empleada a nivel internacional, está compuesta de 12 grados. Fue creada en 1902 y modificada por Wood y Neumann en 1931. Por el tipo de construcciones que refleja se aplica principalmente en Sudamérica y Estados Unidos.

Escala de Intensidad M.S.K.: Está también dividida en 12 grados, que se expresan en números romanos (I-XII). Los destrozos empiezan a ser importantes a partir del grado VII.

Falla: Una fractura o zona de fracturas de la roca sobre un plano donde han ocurrido desplazamientos de un lado respecto del otro ya sea en sentido vertical, horizontal o transversal. Se denominan fallas activas aquellas que han sufrido algún desplazamiento en los dos últimos millones de años o en las que se observa alguna actividad sísmica.

Fuente sísmica: Volumen de roca que se fractura durante un terremoto.

Hipocentro o Foco: Punto donde se inicia el terremoto. Es el punto en que se concentra el estallido principal de energía que produce el frotamiento de los labios de la falla.

Intensidad: Parámetro que indica el efecto de las sacudidas en un lugar afectado por las sacudidas sísmicas. Se mide a través de las reacciones de las personas, del grado de destrozos producidos en las construcciones y por las perturbaciones provocadas en el terreno (grietas, deslizamientos, desprendimientos, etc.). Las escalas más empleadas son las de Mercalli modificada, M.S.K. y la escala macro sísmica europea (EMS). Existen tres escalas de intensidad empleadas con mayor frecuencia:

  • La escala Modificada de Mercalli, creada en 1902 por Giuseppe Mercalli y reelaborada en 1931 por H. Wood y F. Neumann. La escala de Mercalli se emplea internacionalmente y sobre todo en Sudamérica y Estados Unidos.
  • La escala M.S.K., propuesta en 1964 por S.V. Medvedev, W. Sponheuer y V. Karnik, se ha empleado en Europa como escala oficial hasta que recientemente ha sido sustituida por la Escala Macrosísmica Europea. Esta es la que figura en la Norma de Construcción Sismorresistente española.
  • La Escala Macrosísmica Europea (EMS) es la escala oficial entre los países pertenecientes a la Comunidad Económica Europea.

Magnitud: Parámetro ideado por Richter que indica el tamaño y la energía liberada por el terremoto en forma de ondas sísmicas. La escala de magnitud no tiene límites, aunque no se han observado terremotos de magnitud superiores a nueve grados. Se calcula tomando el logaritmo en base 10 de algún tipo de onda con una corrección por la distancia del epicentro al hipocentro. Las escalas empleadas más comunes son:

  • Magnitud Local (ml) La idea de medir la magnitud de un sismo basado en un registro instrumental fue introducido en 1935 por Charles Richter, Sismólogo de California Technological Institute. Fue definida para sismos locales en California para un radio de aproximadamente 600 km y se determina a partir de la máxima amplitud registrada por un sismógrafo Wood Anderson con constantes específicas (período = 0.8 segundos, amplificación estática = 2800 y factor de amortiguamiento = 0.8) ubicado a 100 kilómetros de la fuente sísmica. Para su determinación se utiliza la siguiente expresión:

ml = 1og A – log Ao

Donde A es la máxima amplitud de la traza registrada y Ao la amplitud máxima que sería producida por un sismo patrón, siendo éste aquel que produciría una deflexión de 0.001 mm en un sismógrafo ubicado a 100 km del epicentro. Ya que la escala de magnitud es logarítmica, el incremento en una unidad de magnitud significa un aumento en diez veces de la amplitud de las ondas en el sismograma, lo cual no debe confundirse con lo que sucede con la energía sísmica liberada en donde un incremento en magnitud equivale a un aumento de aproximadamente 31.5 veces de energía.

  • Magnitud de Ondas Superficiales(ms) Esta escala se basa en la amplitud máxima producida por las ondas superficiales Rayleigh con período en el rango de 18 a 22 segundos. La expresión para determinar su valor es la siguiente:

ms = log10 (A/T) + 1.66 log10 D + 3.30

Donde A es la máxima amplitud horizontal del terreno medida en micrómetros, T es el período de la onda en segundos y D la distancia epicentral en grados.

  • Magnitud de Ondas de Cuerpo (mb) La determinación de la magnitud MS para los sismos con profundidad focal mayor a 50 kilómetros se dificulta, debido a que no se generan ondas de superficie con suficiente amplitud; para compensar ésto se utilizó un factor de corrección de tal forma que se pudieran utilizar las ondas de cuerpo. La magnitud mb se basa en la amplitud de ondas de cuerpo con períodos cercanos a 1.0 segundos, para su determinación se utiliza la siguiente expresión:

mb = log (A/T) + Q(D,h)

donde A es la amplitud del terreno en micrómetros, T es el período en segundos y Q es un factor de atenuación que está en función de la distancia D en grados y la profundidad focalh en kilómetros. Las escalas de magnitud MS y mb no reflejan adecuadamente el tamaño de sismos muy grandes, subestiman su valor y dan una estimación poca exacta de la energía liberada, lo que se ha denominado saturación de las escalas de magnitud. Las máximas magnitudes mb se encuentran alrededor de 6.5 a 6.8, y la magnitud MS entre 8.3 a 8.7. Así también la magnitud definida empíricamente con base en la amplitud de las ondas sísmicas no permite definir el tamaño del sismo en términos del proceso físico de ruptura y de las dimensiones de la zona de dislocación. La introducción del concepto de Momento Sísmico en la sismología, ha aportado una medida para designar el tamaño de un sismo que está en función directa de las propiedades físicas de la roca y de las dimensiones del área que sufre la ruptura. Es a partir de este concepto que se ha desarrollado la magnitud de momento.

  • Magnitud Momento (mw) La cantidad de energía liberada por un sismo a partir del Momento Sísmico se define así:

MO = : DA

En la cual MOes el momento sísmico, medido en dinas-cm, :es la rigidez de la roca en dinas/cm2 , D es el desplazamiento promedio de la falla en cm y A es el área del segmento que sufrió la ruptura expresada en cm2. La nueva escala de magnitud, denominada magnitud momento fue desarrollada por Hiroo Kanamori de California Technological Institute. Para su determinación se utiliza la siguiente expresión:

mw =2/3 log MO – 10.7

Las magnitudes de los sismos grandes fue recalculada usando esta nueva escala y para algunos de ellos cambió notablemente, tal como sucedió con el sismo de Chile de 1960 que tenía una magnitud MS de 8.3 y que al calcularle la magnitud momento ésta fue de 9.5 convirtiéndose así en el sismo de mayor magnitud hasta hoy registrado.

  • Magnitud Energía (me) La cantidad de energía irradiada por un sismo es una medida del potencial de daño a las estructuras. El cálculo de esta magnitud requiere la suma del flujo de energía sobre un amplio rango de frecuencias generadas por un sismo. Debido a limitantes instrumentales, la mayoría de cálculos de energía han dependido históricamente de la relación empírica desarrollada por Beno Gutenberg y Charles Richter.

Log10E = 11.4 + 1.5 Ms

Donde la energía E es expresada en Ergios. La magnitud basada en la energía irradiada por un sismo se puede definir de la siguiente manera:

me=2/3log10 E – 9.9

  • Magnitud de duración (md) Esta magnitud es una variación del concepto de magnitud local que se emplea en algunas redes. Su nombre proviene del hecho que es calculada con base a la duración del registro de la señal sísmica. Su expresión es la siguiente:

md= a log(J) – b + c?°

Donde J es la duración del registro de la señal sísmica en segundos, ?° la distancia epicentral y a, b, c son coeficientes ajustados para que Md corresponda a ML .

Maremotos o tsunamis: Olas sísmicas que se producen por grandes terremotos de epicentro marino y que alcanzan una mayor altura al llegar a las costas.

Microterremoto o microsismo: Terremoto pequeño de magnitud menor de 3º Richter.

Ondas sísmicas: Ondas clásicas generadas por un terremoto. Existen dos tipos de ondas:

  • Ondas Superficiales: Representa la mayor cantidad de energía inscripta en los instrumentos de periodo largo. Hay dos tipo de ondas superficiales:
    • Love LQ: El movimiento de la partícula es perpendicular a la dirección de propagación y se efectúa solo en el plano horizontal.
    • Onda Rayleigh LR: El movimiento de la partícula de la tierra sigue una órbita retrograda elíptica ubicada en un plano vertical a la diracción de propagación.
  • Las centrales o corporales, que viajan a través de la Tierra desde su profundidad. Las ondas centrales a su vez son de dos tipos:
    • Las ondas primarias(“P”) o compresivas. Estas ondas viajan a través del magma (zona de rocas fundidas) y llegan primero a la superficie ya que logran una mayor velocidad y van empujando pequeñas partículas de material delante de ellas y arrastrando otro tanto detrás .
    • Las ondas secundarias (“S”) o cortantes. Las ondas “S”, por ir más lentas van desplazando material en ángulo recto a ellas (por ello se les denomina también “transversales”).

Precursores o premonitores: Terremotos más pequeños que ocurren antes del terremoto principal. Estos no son lo suficientemente regulares como para poder predecir los sismos de máxima magnitud. Estas réplicas se debe al efecto gravitatorio sobre las masas ( reacomodamiento) desplazadas por efecto de del terremoto entorno a la falla.

Réplicas: Terremotos más pequeños que ocurren después de un terremoto. Después que se produce un terremoto grande, es posible esperar que ocurran muchos sismos de menor tamaño, en la vecindad del hipocentro del sismo principal. A estos pequeños temblores se les denomina réplicas. Algunas series de réplicas duran largo tiempo, incluso superan el lapso correspondiente a un año (Alaska 1964, Chile 1960). La zona que cubre los epicentros de las réplicas se llama “área de réplicas” y sus dimensiones, principalmente de las réplicas tempranas (uno a tres días de ocurrido el evento),son una indicación del tamaño de la falla asociada con el terremoto principal.

Sacudida sísmica: Conjunto de movimientos vibratorios del terreno.

Terremoto o sismo: Liberación súbita y brusca de energía elástica acumulada por la deformación lenta en la superficie de la Tierra, que se propaga en forma de ondas sísmicas. Los terremotos son sacudidas de corta duración, pero de gran intensidad, que se producen en la corteza terrestre.

Vulnerabilidad sísmica: Parámetro que nos indica lo propensa que es una construcción a sufrir daños por efecto de un terremoto. Se mide por el grado de daño que puede causar en la construcción una sacudida sísmica de una cierta intensidad. La vulnerabilidad está en función del tipo de construcción y del estado de degradación de la edificación.

 

Sobre el Autor

Reynaldo